Qué pasa con la reapertura del Cine Teatro Libertador

A casi un año de la declaración de la cuarentena, muchas actividades de muchos rubros diferentes comenzaron a funcionar, respetando protocolos y adecuando sus desempeños a esta nueva realidad.

Dentro de esta puesta en marcha, el Cine Teatro Libertador de la ciudad de Casilda vive una situación muy particular.

“Estamos habilitados por la municipalidad de Casilda y por el Gobierno de Santa Fe, el inconveniente es que no hay grandes estrenos que valgan la pena para abrir la sala,” comentó Iván Comba, una de las caras visibles del cine local.

“El protocolo está aprobado, pero no tenemos película para exhibir”, y agregó: “Se han estrenado algunas películas pero de poca convocatoria, entonces al abrir las puertas tenemos un costo fijo elevado y perdemos menos dinero teniendo las puertas cerradas que abriendo la sala. Esto es por cuestión de refrigeración, personal y demás cuestiones”.

La primera película taquillera que teóricamente se va a estrenar es La mujer maravilla, pero es un film que se viene postergando desde marzo del año pasado.

El eje de la cuestión es que las grandes distribuidoras están también esperando las habilitaciones de las grandes cadenas de cines, sobre todo en Estados Unidos, Europa y China que son los mercados más grandes del mundo. Seguramente, luego de esas aperturas se habilitarán todas las salas en nuestro país.

Al ser consultado por la capacidad del lugar, Comba aclaró que “En el Cine Teatro Libertador nos permiten el 50% de la capacidad, que como el cine tiene 1014 butacas serían 507 personas habilitadas, pero nosotros vamos a reducir ese número hasta 300 personas”.

Es importante aclarar que el Cine Libertador tiene sus puertas cerradas desde el 15 de marzo de 2020 y que solo tuvo como ayuda económica el ATP que ya no se entrega.

En cuanto a los precios, el año pasado costaba $250 una película en 3D y $200 en 2D, “una vez que volvamos vamos a tener que sacar los costos para poner el valor. Todavía no pudimos hacer un estudio de costos para ver el valor de las entradas”, concluyó.

La vuelta del Cine Libertador es importante para Casilda porque es parte de todo un paseo que se hace en la ciudad. Quienes van al cine van también a recorrer, a mirar vidrieras, a comer o a tomar algo. Es parte de toda una estructura comercial y de distensión para los ciudadanos.